La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

Castrillón es un pequeño pueblo, cabeza de parroquia, que forma parte del concejo de Boal de cuya capital dista 10 km. Está situado a 200 m de altitud en la margen derecha del río Navia y cuenta con 34 habitantes. 

Su principal interés turístico es el paisaje, de abundante y variada vegetación, así como la hospitalidad de sus vecinos, afables y acogedores que disfrutan, sin prisas, en un entorno privilegiado y que cuidan con esmero su lengua, a fala, sus tradiciones y su cultura. 

Un paseo por el pueblo caminando tranquilamente y disfrutando del silencio, permite descubrir un buen número de hórreos, cabazos y alguna panera, construcciones agrarias tradicionales, que junto a las viviendas unifamiliares, en cubierta de pizarra y a cuatro aguas, le confieren una estética particular.

Visitar la escuela (inaugurada en 1918 y costeada por la Sociedad de Instrucción Naturales del Concejo de Boal en La Habana, que financió la mayoría de las escuelas del concejo),conocer la iglesia (con retablo de estilo barroco) y las capillas de la parroquia, acercarse al lavadero (en otro tiempo, lugar de reunión de las mujeres del pueblo) o dirigirse hacia Monaso para contemplar la gran cruz de piedra granítica, de interesante leyenda, y observar el espectacular colorido de las colmenas donde las abejas disfrutan de unas condiciones óptimas, alejadas de la contaminación.

Caminar un km hasta la desembocadura del río Muñón, donde se encuentra el embarcadero, la zona de baños y el Área Recreativa, lugar de inicio de la Ruta Viesgo de los Miradores del Navia, senda de gran belleza paisajística.

Castrillón cuenta con un bar tienda fundado en 1953, un local acogedor con el encanto que conservan los establecimientos rurales; lugar de encuentro de los vecinos y donde se puede comprar casi de todo. Ofrecen comidas por encargo, con platos típicos de la zona elaborados por manos expertas y con los mejores productos de la comarca. Disponen de servicio de taxi de nueve plazas para realizar todo tipo de excursiones.

Boal, capital del concejo, famoso por la miel y la quiastolita, cuenta con centro de salud, farmacias, biblioteca, piscina y pequeñas tiendas de todo tipo.     

En 2014, el movimiento asociativo y vecinal del municipio, recibió el galardón Pueblo Ejemplar de Asturias, que la Fundación Princesa de Asturias concede "al pueblo o grupo humano que ha destacado por la defensa y conservación de su entorno cultural y artístico.”

En el concejo conviven 16 asociaciones sin ánimo de lucro entre las que se encuentra la Escudería Motor Club Castrillón, con sede en el pueblo y que anualmente organiza la Subida a Castrillón, puntuable para el Campeonato de Asturias de montaña, que ya ha alcanzado su XVII edición. 

Imágenes de Castrillón